Opinión

Breves consideraciones para el disfrute

LITERATURA
22 de diciembre de 2021

Por Julia Enriquez
Foto: Ariel Hamoui, lectura y recital en Laguna, octubre 2021

 

Hace poco escuché en voz de un poeta: “acumular experiencia es saber que lo que vivimos va a morir con nosotrxs”. La eterna pregunta: si la experiencia es transferible o no. Lo pienso mucho también... Cuando intento dar un consejo a une amigue, intuyo que en realidad no importa lo que diga, o cuántas veces lo diga. Presiento que hasta que no transite las situaciones por sí misme, no hará cuerpo el saber. Pude comprender muchos consejos que recibí solo después de varios años y vivencias. Las charlas con amigues son un oráculo tan confiable como vacilante.

Así como temo que la experiencia sea intransferible, también confío en el poder de las palabras. Por eso salgo, converso y escribo. Voy a muestras, lecturas y recitales, participo en ferias con libros y fanzines, a veces leo mis poemas en público, otras veces organizo o ayudo a organizar un encuentro.

En todas esas salidas, quiero creer que estoy ejercitando no solo el libre albedrío (¡tesoro etéreo que debemos cuidar!) sino también mi capacidad de conmoción. A la vez, van decantando meditaciones sobre todas esas prácticas, especialmente en las conversaciones. Nadie piensa solo. Me hago responsable de lo que voy diciendo pero le doy sostén en el diálogo, acaso la forma primordial de la literatura. Entonces, a partir de la autoobservación y la exploración del entorno, comparto estas consideraciones, recomendaciones, puntos de fuga y reflexión:

 

· Intentá ir a eventos y actividades por fuera de tu círculo más cercano. He visto a mentes brillantes de mi generación tornarse opacas debido a la poca o nula apertura hacia otras propuestas. Mantené activas la curiosidad, la empatía y la permeabilidad.

· “El mejor lo-que-sea de la ciudad”: yo misma usé esa frase, demasiado (también la comenté en otro texto). Probemos observar desde distintos ángulos, usemos términos menos rígidos, sin tampoco caer en la pura liviandad (“qué lindo”, “me gustó”, “no me gustó”). Tomémonos el tiempo (otro tesoro etéreo) para indagar sobre lo que cada acontecimiento inspira en nosotres.

· Recitar o leer en público textos propios es una forma de exposición muy singular. Es ponerse en juego, una heroica vulnerabilidad, así que... hablar mientras otro lee... sobre todo si, cuando pasamos a leer, esperamos una escucha atenta.

· Resulta emotivo y natural demostrar entusiasmo ante quienes están compartiendo su obra, pero algunas veces los insistentes (a veces automáticos) aplausos entre poema y poema, el arengue, la tribuna, pueden quebrar la atmósfera que le artista va armando.

· ¿Versos que dan risa? Alguno, cada tanto. La risa es solo uno de los efectos posibles. No es necesario estar en la búsqueda de un remate o una sentencia que cause gracia. Como poetas, si apelamos a esta supuesta aprobación inmediata, estamos limitando nuestra obra. Es interesante ir a leer o escuchar sin pretender tal o cual efecto. Abrirse al lenguaje en todas sus posibilidades.

· Al organizar un evento, no podemos invitar y desinvitar. Armemos las propuestas con tranquilidad. Pensemos a quiénes vamos a convocar y avisemos con suficiente anticipación y certidumbre al respecto. Las personas o proyectos no son una línea más en la descripción de un evento.

· Cantautores: lean y sigan leyendo, porque la poesía les escucha con atención. Lean a escritores contemporánexs, cercanxs, abran el oído y el corazón.

· Si escribís, no te pongas ansiose por publicar. Acercate a librerías, lecturas, ferias y talleres, sumergite en los catálogos de sellos nacionales, improvisá tu propio fanzine. La literatura también es sociabilidad, hacer circular lo que pensamos y escribimos, ¡animarse! para nutrirse de cada interacción.

 

ENTRAR
LITERATURA
Narrativa contemporánea santafesina
Leé un cuento de Juanjo Conti de la antología “9 nueves”
LITERATURA
Publicaciones autogestivas en Rosario
Búsqueda del tesoro editorial
LITERATURA
Censo 2022
Lo que aprendí de las bestias
La cineasta Albertina Carri publicó su primera novela
LITERATURA
El autor publicó Flechazo
Entrevista a Luis Gusmán
LITERATURA
Cuadernos, de Andrés Di Tella
Una escritura personal para la trama afectiva
LITERATURA
ÚLTIMAS NOTAS
Los cielos de La Diabla
¡Yo jugué con ellos!
ESCÉNICAS
Un día con el músico Fernando Vercelli
El tiempo colgado en un cartel
MÚSICA
Buchin Libros
Proyecto Litlle Las Vegas
Una epopeya delirante en medio de la pampa
ESCÉNICAS
Entrevista
En el camino entusiástico de Cundo
MÚSICA
Recitales internacionales
Una guía de artistas que llegan a Argentina en 2022
MÚSICA
@ La Canción del País 2017